Asociación Mutua Motera

              Teléfono de la AMM           Inicio   E-mail
 
Usted se encuentra en: Voluntariado
Punch Moto: Bielorrusia hace sus pinitos eléctricosImprimir
29 de Junio de 2020
volver
Punch Moto: Bielorrusia hace sus pinitos eléctricos

Aunque el asiento parece sacado directamente de algún potro de tortura de cualquier feria ambulante, el diseño de la moto eléctrica bielorrusa no deja indiferente. Punch Moto nos propone un modelo eléctrico que recoge la larga tradición de motocicletas soviéticas.

Minsk (Bielorrusia), es una ciudad que tras la II Guerra Mundial se especializó en la fabricación de motocicletas para la Unión Soviética. Desde 1951 se han fabricado motocicletas, con exportaciones que han sido especialmente intensas hacia países de la órbita comunista como Vietnam.

Como todo lo soviético, sus modelos no tenían el glamour de los occidentales, pero sí una resistencia propia de los vehículos del ejército. Y así es como hay que entender la propuesta de Punch, con su diseño minimalista, ligero y hasta cierto punto simple. 

Un diseño que según sus creadores está pensado para la Generación Z, basándose en el “Supremacismo”, que lejos de las connotaciones raciales en los EE UU, en Rusia se refería a un movimiento artístico originado por Kazimir Malevich, y que se retrotrae a formas geométricas sencillas (cuadros, triángulos, líneas y rectángulos, originalmente combinados con una llamativa gama de colores). La “supremacía pura del arte creativo” que se convierte en una moto eléctrica para la ocasión.

Su potencia continua de 15 kW (20 CV), con máximos temporales de 25 kW (33,5 CV), son suficientes para un modelo con vocación urbana. Su velocidad máxima de 120 km/h permite abordar autovías sin complejos. 

Punch Moto estudia la posibilidad de un segundo modelo menos potente, una versión equivalente a una moto de 125 cc, que estaría propulsada por un motor de 11 kW (15 CV) y velocidad máxima de 105 km/h.

El modelo de Punch puede circular 110 kilómetros en ciclo urbano, y sus dos baterías se pueden trasladar fácilmente para ser cargadas en cualquier enchufe doméstico.

En un futuro próximo, esperamos ver sus creaciones por España.

Fuente: New Atlas


 
 
Aviso legal | Contacto | Localización