Asociación Mutua Motera

              Teléfono de la AMM           Inicio   E-mail
 
Usted se encuentra en: Voluntariado
Los radares fijos y móviles discriminarán por tipo de vehículoImprimir
30 de Enero de 2015
volver
Los radares fijos y móviles discriminarán por tipo de vehículo

La Dirección General de Tráfico (DGT) no quiere que ningún tipo de vehículo quede fuera de su ámbito sancionador por exceso de velocidad. Los nuevos radares están diseñados específicamente para sancionar a todo tipo de vehículos, incluidos aquellos que legalmente no puedan superar los 100 km/h, como las furgonetas, camiones y autobuses.

"Estamos estos días ultimando la operativa para que los radares fijos y móviles de la red interurbana permitan discriminar el tipo de vehículo" ha afirmado la directora general de Tráfico, María Seguí, en el marco de la jornada “La Seguridad Vial en el transporte por carretera”, organizada por VOLVO en la embajada de Suecia en Madrid.

Los actuales radares fijos y móviles multan solo cuando se supera la velocidad máxima permitida para los coches (y motos), pero no para el resto de vehículos con límites inferiores para cada vía. Seguí argumenta que en 2014 hubo "una reducción neta" en el número de personas fallecidas en las carreteras respecto de 2013 (tres menos), pero aumentó la cifra de muertos que viajaban en furgoneta (45 más), vehículo articulado (18 más) o camión (cinco más).

Los límites que recoge el Reglamento General de Circulación (del 2006) indican una velocidad máxima de 100 km/h en autopistas y autovías para los autobuses, vehículos derivados de turismos y vehículos mixtos adaptables. El límite se reduce a 90 km/h para camiones, vehículos articulados, furgonetas, tractocamiones y automóviles con remolque de hasta 750 kg.

Para el caso de las carreteras convencionales con arcén pavimentado de al menos 1,5 metros de anchura o con más de un carril por sentido, el límite está fijado en 90 km/h para autobuses, vehículos derivados de turismos y vehículos mixtos adaptables, y 80 km/h para camiones, tractocamiones, furgonetas, vehículos articulados y automóviles con remolque.

Para el resto de vías interurbanas, los límites se sitúan en 80 km/h para autobuses y furgonetas y de 70 km/h para camiones y demás vehículos de su categoría.

TRASVASE DEL TRÁFICO PESADO A VÍAS DE ALTA CAPACIDAD

Entre las nuevas medidas, Seguí apuntó que la DGT trabaja en fomentar el trasvase del tráfico de furgonetas y camiones a las autopistas y autovías "mejor dotadas", y puso como ejemplo las pruebas piloto realizadas en Cataluña con la N-II y en Castellón con la N-240 que obliga al tráfico pesado a que circule por las vías de alta capacidad en lugar de las habituales carreteras nacionales. Una medida que incrementa los costes del transporte por tierra al tener que abonar peajes, pero que según Tráfico ha contribuido a reducir las cifras de accidentes.

La DGT está trabajando en unas "líneas estratégicas" en colaboración con la Dirección General de Transporte Terrestre, perteneciente al Ministerio de Fomento, para buscar una solución a la amortización de las autopistas en riesgo de quiebra y a la vez mejorar la fluidez del tráfico en el resto de vías nacionales.

Fuente

 


 
 
Aviso legal | Contacto | Localización